DEUTZ MOTORES KHD


Como norma general los fabricantes de este tipo de motores con pistones de más de 100mm de diámetro, dada la pequeña cantidad de unidades que se fabrican en comparación con los bienes de consumo, se diseñan en base a un conjunto mono-cilíndrico (conjunto biela-pistón-culata-válvulas) que se puede fabricar en soluciones de uno a veinte cilindros, en versiones de una línea ó dos en uve.

Esta solución permite el empleo de gran número de piezas en cualquiera de las variantes, siendo diferentes entre si únicamente las partes longitudinales asociadas al número de cilindros, nos referimos a bloques de cilindros y cigüeñal.

Igualmente, ciertos componentes complejos se toman de fabricantes especializados como pueden ser los turbos sobrealimentadores, bombas de inyección, inyectores, reguladores de velocidad, intercambiadores de calor, filtros válvulas etc., que permite emplear a costes razonables componentes genéricos asociados únicamente a los rangos de potencia y velocidad, desligados de la configuración del motor y tamaño del mismo.

Los motores Deutz fabricados en España, supusieron 2.398 unidades con una potencia total de 2.119.000kW (2.879.000 CVe) en base a CINCO familias de motores, en el intervalo de 1.968 y 1.990.

DEUTZ AM 816 en versiones de 6, 8, 12 y 16 cilindros y potencias de 211CV a 1.503 CV (gama de 1.000 a 2.000 rpm)

DEUTZ AM 528 en versiones de 3, 4, 6, 8, 12 y 16 cilindros y potencias de

300CV a 2.670CV (gama de 700 a 1.000 rpm)

DEUTZ VM 628 en versiones de 6, 8, 9, 12 y 16 cilindros y potencias de 1.200CV a 4.720 CV (gama de 700 a 1.000 rpm)

DEUTZ VM 358/350 en versiones de 6, 8 y 12 cilindros y potencias de 1.250 CV a 4.500CV (gama de 250 a 430 rpm)

DEUTZ VM 540/640 en versiones de 6, 8, 12 y 16 cilindros y potencias de 3.000CV a 9.860CV (gama de 450 a 650 rpm)

Por lo expuesto se aprecia una gama de productos con potencias superpuestas en base a distintas velocidades que permite el empleo en diferentes motores incluso de otras familias, de elementos iguales, por ejemplo, turbos sobrealimentadores ABB, ó reguladores de velocidad Woodward.

En motores de una misma familia es posible el intercambio de culatas, pistones, bielas, cojinetes etc. sin ningún problema.

Esta forma de diseñar y fabricar en máquinas tan especiales NO determina una relación biunívoca entre componentes y maquinas concretas, entre otras razones por que los diseñadores esperan una larga vida para ellas y la consiguiente necesidad de recambios en situaciones difíciles, un motor de coche se diseña para unas 400 horas de vida a plena carga (12 años de empleo medio) y un motor industrial para unas 60.000 (10 años de servicio), debiéndose interpretar como vida el tiempo de servicio sin desarmado integral de la maquina.

Esta larga vida esperada explica la permanencia de muchos de ellos pasados incluso los 40 años de edad natural, y la consiguiente posibilidad de necesitarse sistemas de acopio de piezas en base a la canibalización de motores similares, pues resulta frecuente la desaparición de los fabricantes, en el mejor de los casos la supresión ó dificultad de disponibilidad en ellos por cambios de programas de productos, extremo que puede justificar la valoración de los componentes, en referencia al concepto oferta-demanda-necesidad.